logo

Todas las categorías

Ofertas especiales

Paneles Solares

Inversores

Estructura

Kit solar

Baterías

Cargadores coche eléctrico

Accesorios

Cables


Inversores

Inversores Solares al mejor precio para sistemas aislados, híbridos y de conexión a red. Inversores de las mejores marcas Monofásicos y Trifásicos.


Los inversores solares son convertidores que transforman la corriente continua (CC) recibida por los paneles solares en corriente alterna (CA). Esta corriente es la que puedes usar en tu hogar, almacenar en baterías o verter a la red. La función del inversor en un sistema fotovoltaico es primordial para el funcionamiento de nuestra instalación.

Además de convertir la corriente continua en corriente alterna, los inversores solares también pueden controlar la cantidad de energía que fluye a través de la instalación solar. También pueden monitorear el rendimiento del sistema solar y proporcionar datos en tiempo real sobre la cantidad de energía que se está generando y utilizando. Los inversores solares también tienen características de seguridad, como desconexión automática en caso de sobrecarga o cortocircuito.

Preguntas frecuentes sobre Inversores

Los inversores para placas solares son componentes clave en un sistema de energía solar fotovoltaica, ya que convierten la corriente continua (CC) generada por los paneles solares en corriente alterna (CA) que se utiliza para usar en tu vivienda o negocio, almacenar o verter a la red. El proceso de conversión de corriente continua a corriente alterna implica varias etapas:

  1. Los paneles solares generan corriente continua (CC) que se alimenta en el inversor.
  2. El inversor utiliza circuitos de conversión de alta frecuencia para convertir la corriente continua en corriente alterna de la misma frecuencia que la red eléctrica. Este proceso incluye la regulación de la tensión y la frecuencia de la corriente alterna para asegurar que sea compatible con los dispositivos eléctricos que se van a alimentar.

Además de la conversión de corriente continua a corriente alterna, algunos inversores para placas solares también incluyen características de monitoreo y gestión de la energía. Estos inversores pueden rastrear el rendimiento del sistema solar, monitorear la energía generada y consumida y enviar datos de rendimiento a un sistema de monitoreo en línea. Algunos inversores también permiten la configuración remota y la gestión de energía para optimizar el rendimiento y la eficiencia del sistema de energía solar.

Los inversores solares pueden clasificarse en dos grandes grupos atendiendo a su uso:

Inversores solares de conexión a red

Los inversores solares de conexión a red se utilizan tanto para el consumo como para vender la energía producida por la instalación. A su vez, existen tres tipos de inversores de conexión a red:

  • Inversor tipo cadena o string. Un inversor de cadena es un inversor que se conecta en serie con varios paneles solares para convertir la corriente continua generada por los paneles en corriente alterna. Estos inversores son los más utilizados y los más baratos del mercado, siendo adecuados para instalaciones sin presencia de sombras y con paneles solares con un rendimiento muy similar.
  • Microinversores. Los microinversores son inversores de menor tamaño que los convencionales y permiten realizar una monitorización del sistema fotovoltaico para verificar que la instalación funciona adecuadamente. El uso de este tipo de inversor es aconsejable cuando la instalación presenta variaciones en el rendimiento de los paneles solares.
  • Optimizadores de potencia. Los optimizadores de potencia combinan lo mejor de los inversores de cadena y los microinversores permitiendo ajustar la curva de producción de cada panel solar, mientras que el inversor recoge esta energía de cada panel. Este modelo es el más eficiente desconectándose automáticamente en caso de fallo del sistema.
Inversores solares para instalaciones aisladas

Los inversores solares para instalaciones aisladas están diseñados para instalaciones alejadas de la red eléctrica y, por tanto, estos deberán disponer de baterías solares. A su vez, existen dos tipos de inversores solares para instalaciones aisladas:

  • Inversor cargador. Estos inversores tienen la función de cargadores, asegurando un suministro eléctrico sin interrupciones.
  • Inversores híbridos. Estos inversores tiene la capacidad de funcional tanto con baterías solares como con la red eléctrica, siendo los más versátiles del mercado.

La conexión del inversor solar dependerá de varios factores, como el tipo de instalación, el tipo de inversor, el número de paneles solares y la capacidad de la red eléctrica a la que se conectará. A continuación, te explicamos los pasos básicos para conectar un inversor solar a un sistema fotovoltaico:

  1. Ubicación: Lo primero que se debe hacer es seleccionar el lugar donde se instalará el inversor. Este debe estar ubicado en un lugar seco y seguro, donde no se exponga a temperaturas extremas ni a la lluvia.
  2. Conexión a la batería: Conecta las baterías al inversor mediante cables con pinzas. Es importante seguir las indicaciones del fabricante y asegurarse de que las baterías estén completamente cargadas antes de conectarlas al inversor.
  3. Conexión de los paneles solares: Conecta los paneles solares al inversor utilizando los cables y conectores adecuados. Es importante asegurarse de que los paneles estén orientados hacia el sol y que no haya obstrucciones que puedan limitar la cantidad de luz solar que reciben.
  4. Conexión a la red eléctrica: Conecta el inversor a la red eléctrica de la casa o edificio. Esto se realiza utilizando un cable de corriente alterna que se conecta al inversor y a un enchufe de la pared.
  5. Puesta en marcha: Una vez que todos los componentes estén conectados, es hora de poner en marcha el inversor solar. Para ello, simplemente se debe encender el inversor y verificar que esté funcionando correctamente.

Es importante tener en cuenta que la conexión de un inversor solar puede variar ligeramente según el modelo y fabricante del inversor. Por lo tanto, es importante seguir siempre las instrucciones específicas de cada inversor y, si es necesario, buscar la ayuda de un instalador profesional. Además, es recomendable realizar una revisión periódica del inversor y el sistema solar en general para asegurarse de que estén funcionando correctamente y mantener su eficiencia a lo largo del tiempo.

Al elegir un inversor solar, es importante considerar varios factores, como la capacidad de carga, la eficiencia, el coste y la compatibilidad con otros componentes de la instalación solar.

Si lo deseas, en Lumisolar podemos asesorarte para determinar cuál es el inversor que mejor se adapta a las necesidades de cada instalación solar.

Mantener su inversor solar en buen estado puede ayudar a garantizar un rendimiento óptimo y prolongar su vida útil. Aquí hay algunas medidas de mantenimiento que puede tomar:

  • Limpieza regular: Es importante limpiar el inversor regularmente para evitar la acumulación de polvo, suciedad y otros contaminantes que pueden obstruir los componentes y reducir el rendimiento. Se recomienda usar un paño suave y seco para limpiar la carcasa del inversor.
  • Inspección regular: Es importante inspeccionar el inversor regularmente para detectar cualquier señal de desgaste o daño. Revise las conexiones y los cables para asegurarse de que estén bien sujetos y no estén dañados. También es importante verificar las condiciones ambientales en las que se encuentra el inversor, como la temperatura y la humedad, para asegurarse de que estén dentro de los límites recomendados por el fabricante.
  • Mantenimiento preventivo: Además de la limpieza y la inspección regular, también es importante realizar mantenimiento preventivo en el inversor. Esto puede incluir la sustitución de piezas desgastadas o la actualización de software. Es importante seguir las instrucciones del fabricante y trabajar con un técnico calificado para cualquier tarea de mantenimiento preventivo.

Si un inversor solar falla, puede haber una interrupción en la producción de energía solar y, por lo tanto, puede afectar el funcionamiento de otros componentes de la instalación solar. En este caso, es recomendable buscar la ayuda de un instalador profesional para determinar la causa de la falla y reparar o reemplazar el inversor según sea necesario.

La vida útil de un inversor solar depende de varios factores, como la calidad del dispositivo, su uso y el mantenimiento adecuado. En general, la mayoría de los fabricantes de inversores solares ofrecen garantías de entre 5 y 10 años, pero es posible que un inversor de alta calidad pueda durar hasta 25 años o más si se mantiene adecuadamente.

Es importante recordar que los inversores solares son dispositivos electrónicos que están sujetos a fallas y desgaste con el tiempo. Además, los inversores pueden verse afectados por eventos externos como fluctuaciones de voltaje, sobretensiones, rayos y condiciones climáticas extremas. Por lo tanto, es importante realizar un mantenimiento regular y seguir las recomendaciones del fabricante para garantizar la vida útil más larga posible.

Algunas medidas de mantenimiento para prolongar la vida útil de un inversor solar incluyen la limpieza periódica del dispositivo para evitar la acumulación de polvo y suciedad, la instalación adecuada y el aseguramiento de que el inversor no esté expuesto a la humedad o temperaturas extremas. También es importante verificar el estado de las conexiones y cables eléctricos, ya que las conexiones sueltas o corroídas pueden reducir la eficiencia del inversor y acortar su vida útil.

En general, invertir en un inversor solar de alta calidad y mantenerlo adecuadamente puede asegurar una vida útil larga y eficiente, lo que contribuirá a la rentabilidad a largo plazo del sistema de energía solar.

La potencia del inversor solar necesaria dependerá del tamaño de su sistema de paneles solares. El tamaño del inversor solar debe ser igual o mayor que la potencia máxima de salida del sistema de paneles solares, ya que su función es convertir la energía de corriente continua (CC) producida por los paneles solares en energía de corriente alterna (CA) que se puede utilizar en tu hogar o enviar a la red eléctrica.

Para determinar la potencia del inversor solar necesaria, deberás conocer la potencia máxima de salida de los paneles solares en condiciones ideales. Esta información suele estar disponible en la etiqueta del panel solar o en la documentación del fabricante. Si tienes una instalación de paneles solares de 6 kW, por ejemplo, necesitará un inversor de al menos 6 kW de potencia para administrar la carga.

Sin embargo, algunos instaladores de instalaciones solares recomiendan escoger un inversor con una potencia ligeramente superior a la potencia máxima de los paneles solares. Esto se debe a que los paneles solares no siempre funcionan en condiciones ideales y la energía producida puede fluctuar. Un inversor más potente puede manejar estas fluctuaciones sin interrupciones en el suministro de energía.

Otro factor a considerar al elegir la potencia del inversor solar es el uso de la energía en el hogar. Si planeas usar una gran cantidad de energía durante el día, como para cargar vehículos eléctricos, es posible que debas escoger un inversor solar con una potencia mayor para gestionar esta demanda adicional.

InicioNoticiasCuentaCarrito